Google+ Followers

miércoles, 2 de enero de 2013

Como ya están al llegar los Reyes Magos, aquí va otro poema de mi perrita. Os aseguro que es el mejor regalo que me han hecho.


I. LÚA ES SU NOMBRE  

Lúa es ingenua como un niño chico
y grandota a la vez.
¡Qué bien le está este nombre
Imagen de lo chico y de lo grande!

Grande como la luna
Arcana de las meigas,
La luna yerma de los astronautas,
La luna seductora del poeta.

Y chico en la escritura
Musical y hechicera
De la lengua gallega:
Tres letras, tres fonemas.

Tres es número mágico,
El bien supremo y triangular platónico:
La verdad, la bondad y la belleza.

Verdad en el espejo de la luna
Que refleja sus ojos
De perrita lunera.

Bondad para la musa del poeta
Que se inspira en un nombre
De tan sólo tres letras.

Y belleza en el marco del poema
Que ilumina su imagen:
Lúa, Lúa... Fijaos ¡Qué bien suena!


II. COPITO DE ALGODÓN

Quince días rebullendo en mis brazos,
Desvalida criatura
Eras, Lúa, copito de algodón
Con dos luceros negros
Mirándome asustados.

Mis hijos te quisieron al momento
Porque así es el amor:
Se quiere o no se quiere…
Y así el hombre que ama al desvalido
Y así la loba que amamanta a un niño.

Ahora pesas cuarenta y cinco kilos
Y eres fuerte, tan fuerte como un toro,
Y zalamera como una chiquilla.
Te queremos ya siempre con nosotros
Lúa, y tú nos quieres, ¿eh que sí?


III. QUÉ GOLOSA ES LÚA. 

Con el tiempo el astro Sol, ¡qué travieso!,
Ha rociado un poquito
De canela en su espalda de azucena.

¡Ni que fuera arroz con leche!, ¿verdad?
Pero ya no dan ganas de comérsela
Como cuando era azúcar de algodón.

Y es que ahora es tan grande
Como un círculo sin circunferencia…
Como el mar desprovisto de riberas.

Durante el desayuno viene a mí
Y entonces yo le mando que se eche
Mientras tomo mi café con tostadas.

La muy pícara sabe
Que siempre dejo un cachito para ella.
¡Ea!, aquí tienes, Lúa.

Antonio Capilla Loma, 3-1-2013

4 comentarios:

  1. ¡Qué ternura de poema!Quizás pienses que sóy muy sensible, pero me ha emocionado porque el día 5 hará dos años que sacrificamos a nuestro perro, Lucerito.
    En los desayunos y comidas venía a mí y colocaba su cabecita sobre mi pierna, me miraba en silencio y mo vía el rabito. Si no le hacía caso, entonces daba un ladrido. Son un miembro más de la familia y se les quiere muchísimo. Abrazos para ti y Esther, y un besito -¿A que no se lo das?- para Lúa

    ResponderEliminar
  2. Claro que le daré un besito a Lúa. Amigo Juan, te diré que el primero que se lo ha dado ha sido mi hijo Carlos y, aunque yo le decía que a los perros no se les dan besos, yo también le he dado alguno. Aunque seguramente que los que no han tenido ninguno pensarán que estamos algo "majaras".

    Gracias por tu comentario, Juan. Y abrazos para tu esposa y para ti de Raquel y míos.

    ResponderEliminar
  3. !!Hola,Antonio!!

    Q hermoso y cálido hacerle los poemas a tu perra.Me encantan los animales y los perritos son mi delirio desde siempre.
    Me ha emocionado tus poemas,muy bellos.Muchos besitos.

    ResponderEliminar
  4. Gracias, Lady_Celeste. Compartimos ese amor por estos nobles amigos. Besos.

    ResponderEliminar