Google+ Followers

lunes, 16 de junio de 2014

SOLO

SOLO


Solo, vas meditando con tus versos,
Salpicando de rimas la libreta;
Solo, vas recreando un universo
De palabras que bullen en tus venas.

Cuán afanes, afectos y deseos
Acrisolan tu sangre de poeta;
Y que solo en la vida yo te encuentro
Ignorado de tantos por tu entrega.

Oh, poeta, no admitas que el malvado
Te aprisione en su omnímoda miseria;
No traiciones el signo de lo humano:
La verdad, la bondad y la belleza.

Que tu voz nos sacuda las entrañas
Denunciando atropellos y miserias;
Que tu canto nos alce a la más alta
Poesía, nuestro afán y nuestra meta.

Tú, rocío y escarcha en las lesiones
De la infancia que el pérfido vulnera;
Tú, la hoguera y catarsis de los hombres
Que en tu canto descubren sus flaquezas;

Tú, consuelo y ungüento del anciano
Que se duele del fin de su existencia;
Tú, la alondra que alegras con tu canto
Desde el alba al ocaso de tu estrella.

No desmayes, noble águila, en tu vuelo.
Vuela alto, más allá de las estrellas,
Que es la cima que anhelas en tu empeño
Para dar lo mejor de lo que piensas.

Antonio Capilla, SOLO, en VIENTO DEL SUR, Huerga y Fierro Editores, Madrid, 2009


3 comentarios:

  1. Bonito poema.
    También tengo alguno en mi blog, puedes visitarlo. Se titula mispoemarios.blogpost.com (con las tres w delante claro) y fotos de artesanías. Entretenimientos en fín...

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Carmen. Visitaré tu blog con mucho gusto. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Hola, es laprimera vez que armo un sitio donde volcar mis instantáneas. Acepto sugerencias, conceptos de aquellos que han dejado huellas y marcado un camino. Soy de San Pedro, una ciudad colmada de naturaleza en sus 4 puntos cardinales, bañada por un gran río

    ResponderEliminar