Google+ Followers

viernes, 17 de octubre de 2014

CONFESIÓN




CONFESIÓN


Ya pasaron los años de locura
Quijotesca: no es castillo la venta
Ni molino el gigante que me afrenta.
Me ha enseñado en todo la cordura

A mirar apariencia e interior.
Y sé bien que la gente es más compleja
Que en las fábulas y cuentos. Semeja
Mi corazón el fruto; que la flor

Se quedó ornamentando el soportal
De la casa que habito y que yo siento
Afincando en el mundo. Un vendaval

Me llevó todos los cuentos. Tomad
Pues, amigos, este latir del Viento
Que me llega... y es todo  humanidad.

(VIENTO DEL SUR, Editorial Huerga y Fierro, Madrid, 2009)

4 comentarios:

  1. Nos sometemos a la pura realidad, sentamos la cabeza y el corazón, que es fruto y no ya flor.
    Belleza de Poema, Antonio.

    ResponderEliminar
  2. Pasa la vida Antonio, y los años enseñan a diferenciar como bien dices apariencia e interior.
    He publicado este poema tuyo en Realidade Cero, espero que te guste.

    Antonio Capilla se confiesa en Realidade Cero

    http://www.realidadecero.com/2013/10/antonio-capilla-se-confiesa-en.html

    Un saludo compañero.

    ResponderEliminar
  3. Gracias, Carlos. Me paso por la web http://www.realidadecero.com/. Un fuerte abrazo, compañero.

    ResponderEliminar