Google+ Followers

miércoles, 29 de noviembre de 2017

NÁUSEA

De Wall Street nos ha llegado el vaho
de un titán egoísta, oscura ráfaga,
efluvio de pantano... Y es la náusea
efecto de este aliento putrefacto.

Subiendo del abdomen a la boca,
sabor amargo por amargas mieles,
el fruto del mareo. Y una especie
de acíbar infinito que se agolpa.

No sabes cuánto más de este mareo.
Cómo acaba, eso sí te queda claro.
Más soportas la angustia del momento

sufriendo estoicamente este mal trago
por llenar Wall Street desde el subsuelo
de un vómito creciente y solidario.

Antonio Capilla Loma, 28-11-2017

No hay comentarios:

Publicar un comentario